Dos recomendaciones


Esta pasada Semana Santa, tomando unas tapas en un bar de San Sebastián, un amigo me preguntaba por Las Puertas de Anubis, de Tim Powers. Bueno, el libro es fantástico, pero eso ya lo sabíamos. Y es el primero que leí de su autor. Mi favorito, sin embargo, es En costas extrañas. Lo curioso es que, cuando vi Piratas del caribe, pensé que le habían copiado la historia a Powers. Supongo que lo pensamos muchos, porque luego he sabido de las negativas del director. Más aún, parece que quieren hacer la cuarta película basándose en la novela (en fin). Me gusta mucho, pero tampoco he venido aquí a hablar de ese libro. Es mi favorito por razones, digamos, extraliterarias.

El libro que quiero recomendar es Declara. Lo acabo de releer. Para que sepan dónde se meten: es una historia de espías, en la que uno de los personajes principales es Kim Philby (y, por tanto, es un homenaje a Le Carré, a Greene, y a un género). Naturalmente, y por ser hija de su autor, el contexto no es la guerra fría (y sus antecedentes), tal cual. Detrás hay un trabajo que hacer. Un trabajo en el que se enfrentan agencias más subterráneas que la más subterránea de las agencias, y que, digámoslo así, es manifestación de fuerzas sobrenaturales. Aquéllos que hayan leído Las Puertas de Anubis, por cierto, busquen alguna relación.


*************


Ayer volví a ver -y ahí va mi segunda recomendación- El banquete de bodas, la película de Ang Lee. Siempre que vuelves, tras mucho tiempo, a ver una película, o a leer un libro, repasas calificaciones. Y es curioso: la gente dice que tal o cual película “ha envejecido mal”, en vez de decir, “era gilipollas cuando dije que era cojonuda, hace veinte años”. En fin, como la opinión que vale es la opinión de hoy, les diré que ¡me ha gustado más aún que la primera vez!


Anuncios

12 comentarios en “Dos recomendaciones

  1. Completamente de acuerdo con lo de la película, que también vi dos veces; tiene algo muy logrado.

    ******
    Quería hacer un comentario sobre la alegría y las chanzas que se hacen hoy en la prensa y blogs en general, por la ridícula participación en la comedia de los referéndum de ayer, en Cataluña.
    El Estatuto de Autonomia de Galicia fue aprobado por un número también ridículo de participantes. Pero busquen hoy por Galicia un letrero que ponga Hospital y no Hospitai.

    El asunto está, como siempre, en los que se dejan.

  2. Recuerdo que cuando, en el siglo pasado, me recomendaron Las puertas de Anubis, pensé, como un gilipollas, que aquello debía ser literatura juvenil. Como tenía fe en el amigo, lo leí. Me pareció extraordinario y curiosamente no hace ni diez días que he estado intentando encontarlo para mi hijo, un buen chaval, amigo Tse, del que no sabes cómo me alegra contarte que está, según el médico, sano y resplandeciente.
    Luego leí una muy buena sobre lord Byron y una regular sobre el poker.
    Voy a ver si encuentro también las que citas.

  3. En costas extrañas, las puertas de Anubis, La fuerza de su mirada, cena en el palacio de la discordia, la última partida… ustedes han saqueado mi biblioteca!
    (la de Declara la tengo en la lista para mi próxima peregrinación a la FNAC)
    Si, yo también pensé que Powers se iba a poner las botas en un pleito de plagio
    Si les gustó Powers, apúntense a Gene Wolfe y su serie de Latro. Eso es fantasía histórica y lo demas tonterías

    (Lo de la peregrinación de LOST por la parrilla de programas es vergonzoso)
    ((juego de observación: localice a Jacob en sus apariciones puntuales en otras series. De momento lo tengo pillado en una de Ultimo Aviso como estafador de ancianitas y en otra de el Mentalista como motero))

  4. Ha aperecido en CSI; no recuerdo en cuál versión.

    Pero vamos, váyase al IMDB y allí tendrá su currículo.

  5. “Lo de la peregrinación de LOST por la parrilla de progr…”

    Como dice Ysidrina más arriba: nos dejamos

    Yo ya he decidido verlo en internet, como Meló, aunque los domingos me siente a “verlo ” (si nos enteramos de a qué hora se les ha antojado este vez) haciéndome el tonto (será fácil) con mi mujer y mi hija, como si tal cosa.

  6. Perdóneme usted el tuteo anterior. Los buenos días le hacen a uno perder la educación. Y gracias por la recomendación. Ya le diré.

  7. ¡Joder, pues yo que no he leído nada del buen hombre, estoy quedando fuera de juego! ¡Protesto, hablen de cosas que yo conozca, que si no me siento como si fuera Presidente del Gobierno!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s