Diarios de un tipo que no tiene horno de gas (XVII)

 

Yo soy de barrio. Viví en un chalé estupendo, allá por Arturo Soria, hasta los cinco años. No recuerdo casi nada de aquella época. Toda mi adolescencia la pasé en Usera de las vacas flacas. Luego, cuando ya me daba casi igual, me llevaron a vivir al Parque de las Avenidas.

Tengo aún rastros de chaval de barrio. De barrio chungo. No me separa una generación del hambre como a Clarisse, es algo más sutil.

Antes muchos tenían las señales de la viruela. Algo así quiero decir. No es físicamente perceptible, pero es auténtico.

Cuando era niño, a veces íbamos al centro. Pocas veces. Casi siempre a ver algún especialista. Las aceras inabarcables, al salir del metro, nos delataban.

 

Anuncios

2 comentarios en “Diarios de un tipo que no tiene horno de gas (XVII)

  1. “Yo soy de barrio.” Concepto ambiguo ese. No sé por qué me recordó a Bieito Rubiro definiendo a MR como “clase media”.

  2. Antiguamente, cuando iba a ver a mi abuela a Usera, salíamos del metro Legazpi, cruzábamos el puente del Manzanares y, antes de empezar a subir, mis padres me compraban algo en un puesto de color verde que había escondido junto a la glorieta de Antonio López.
    No me diga que ha sido usted también cliente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s