Diarios de un tipo que no tiene horno de gas (XX)

 

El sábado estuve comprando en Usera. Fui a una pastelería estupenda a la que voy cada cuatro o cinco años o así y en la que siempre me encuentro una gran cola de lugareños. Me pregunto por qué llevan décadas allí, por qué no se piraron al centro. Hay una tienda de instrumentos musicales (básicamente guitarras y bajos eléctricos) en el barrio de Gamonal, en Burgos, que es excelente según me informan entendidos en la cuestión. Allí va gente de todas partes. Supongo que tienen buenas razones para mantener la tienda en un barrio de una ciudad enana en el que cuesta un huevo aparcar. O a lo mejor no tienen ninguna buena razón diferente de la razón por la que seguimos manteniendo lo que hacemos para no correr el riesgo de cambiar.

Entré en Usera por la Plaza Elíptica. El trayecto desde la plaza hasta el cruce con la calle Rafaela Ybarra suponía, en los primeros ochenta, para nosotros, algo parecido a atravesar el Bronx. Yonquis, heroína y “colorao”. En el coche tardo pocos segundos. Son un par de centenares de metros.

 

Anuncios

Un comentario en “Diarios de un tipo que no tiene horno de gas (XX)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s