Noticia de alcance: un gilipollas ventosea

 

Echo un vistazo a los periódicos y me encuentro, en casi todos, una “noticia” que consiste en un vídeo grabado por un tipo que se dedica a molestar a Puigdemont con una bandera de España.

Está, ahora mismo, en portada de los periódicos que suelo leer, y en radios y televisiones. Son los medios más importantes de España. Salvo error u omisión, solo El País [lo tengo que corregir: también aparece en El País] ha decidido no incluir en su web esa puta mierda que no debería ser noticia ni el diario de un colegio de primaria.

Ya no sé si me importa de quién es la culpa de esta degradación. Si de los medios, si de la gente que lo consume. Si de todos.

Lo único que sé es que estamos, desde hace mucho tiempo, incentivando la coprofagia masiva y que nos está pasando factura. El listón está cada vez más bajo y cosas así ya no son anécdotas.

Un día alguien querrá hacer algo parecido a periodismo de calidad y será imposible. Por falta de costumbre.

 

Anuncios